Carrito

gastar o ahorrar

¿Cuándo puedo empezar a gastar mi dinero?

Existen dos problemas cuando uno empieza a ganar dinero. De acuerdo a tu entorno, tu familia, tus valores, educación, y muchos factores de la vida fuera de tu control, puedes 1) tener miedo de gastar o 2) gastar sin pensar.

No se aplica a todos, muchas personas tuvieron la suerte de crecer en una familia donde se enseñaron valores de gestión del dinero desde niño. Esta publicación se dirige a dos tipos de extremos que tienen poco en común a primera vista, pero que en fin, se parecen muchos en sus excesos. Entonces la pregunta correcta es:

¿Cuándo sé que ya puedo empezar a gastar mi dinero?

Claro, es bueno escatimar y ahorrar y sacrificarte para el futuro, pero es tu dinero, y no debes sentirte mal por disfrutarlo mientras puedas. Vive dentro de tus posibilidades, claro; ahorra para el futuro, claro, pero nunca olvides cómo disfrutar gastando parte de tu dinero en las cosas que amas.

Un cliente me dijo una vez que no quería salir, gastar, viajar etc… por qué quería tener ahorros para dar a toda su familia en su testamento. Le dije: “Está muy bien que quieras dejar algo a tus hijos y nietos, pero el día que lean tu testamento estarás 6 pies bajo de la tierra y ni podrás verlos disfrutar de este dinero.”
Su reacción fue muy rápida, se levantó, empezó a caminar alrededor de su oficina, y me dijo: “Voy a invitar a toda mi familia a un viaje en Europa con todos los gastos pagados.”

En ese momento se había dado cuenta de que podía gastar su dinero para hacer su familia feliz, y compartir el momento con ellos. No se trata de dejarles algo para más tarde. No existe ningún mejor regalo que los recuerdos de unos momentos bonitos.

Sabes que puedes empezar a gastar tu dinero cuando puedes ahorrar lo suficiente para estar bien en caso de emergencia y para invertir. El resto es dinero estancado que no te sirve: Gástalo.

Dependiendo de tu edad es importante considerar unos puntos:

  1. Ahorra, pero solo un porcentaje de lo que ganas
    Ahorrar es importante para los “rainy days”, emergencias. Ahorra un porcentaje con lo cual te sientes [email protected] que te ayudará para cualquier problema: si tu coche necesita reparaciones, te enfermas, tu hijo se rompe una pierna en la escuela…
  2. Gasta más
    Exactamente: gasta más. Deja de intentar guardar cada centavo bajo de tu colchón, te hace más daño que bien. Tener este mindset hace que te estreses cada vez que gastas dinero, te estresas cada vez que algo inesperado ocurre y te cuesta dinero, te estresas por buscar maneras de gastar menos en cosas que necesitas (agua, gas, electricidad, ropa, hasta comida en ciertos casos). Si tienes un plan financiero para tu casa, asegúrate tener un equilibrio entre lo que ahorras, lo que gastas en gastos fijos, y lo que gastas en entretenimiento.
  3. Aprende a ahorrar
    Ahorrar por ahorrar no te ayuda a crecer financieramente. El día que una emergencia surge, te quedas sin nada. Ahorra para invertir. Ya sea en una cuenta de inversión de tu banco o en proyectos, negocios, acciones, fondos de inversión o cosas más grandes, haz que tu dinero trabaje para ti, en lugar de que trabajes para él. Te darás cuenta que estás ganando dinero adicional para gastarlo en cosas que no querías pagar antes.
  4. Gasta en experiencias
    Gastar en experiencias te permite sentirte más feliz, no arrepentirte de haber gastado dinero, y te ayuda a crecer.
  5. Deja de comprar para impresionar
    Muchas personas compran para impresionar sus amigos, familia, y todos los desconocidos que cruzan en la calle. Sé un gastador inteligente, y te darás cuenta que no tienes que temer gastar si únicamente gastas en cosas que necesitas, y unas pocas que realmente quieres (¡Tu dulce pecado! Todos tenemos unos).

 

No temas al dinero, pero tampoco descuídalo. No todo el mundo tiene la fortuna de tener suficiente dinero para pensar en ese tipo de asuntos, pero tampoco es un recurso imposible a juntar. He tenido dinero, lo he perdido todo, dos veces. Cada vez encontré una manera de ganar aún más que lo que tenía antes. Por qué si lo hiciste una vez, podrás hacerlo de nuevo. Entonces no mueras con más ahorros que puedes gastar en una vida: Úsalo.

 

como avanzar en la vida

5 señales que dicen que ya estás avanzando

Ya sea en tu vida personal como profesional, hay momentos y periodos de tiempo en los cuales sientes que estás [email protected] Que no puedes avanzar a pesar de estar haciendo lo que decretes son los pasos correctos para alcanzar tu objetivo. A veces lo peor es sentirse [email protected] y perder motivación mientras, sin darte cuenta, estás realmente logrando avanzar.

Los malos efectos de sentirse [email protected] en una espiral que no produce resultados son de caer en la negatividad, bajar tu productividad, y hasta rendirse. Existen 2 elementos que pueden influir mucho para empujarte de este lado incorrecto de la negatividad:

  1. Estado físico: Una fisiología negativa refuerza una mentalidad negativa. Puede ser algo tan sencillo como sentarte más derecho, pararte en lugar de sentarte, o algo más extremo como ir al gym para canalizar tu energía y/o formar tu cuerpo como el que sueñas tener.
  2. Enfocar fuera del presente: Si estás demasiado enfocado en el pasado o en el futuro, te olvidas de vivir en el presente. Tu único poder en esta vida es el de cambiar tu situación hoy, ahorita, en este momento. No puedes cambiar ni el pasado ni el futuro. Enfócate en el presente o dejarás de ser productivo, y caerás en este sentimiento de bloqueo.

Sponsored*

¿Entonces cómo saber que estoy realmente avanzando?

Parece difícil sentir que estás avanzando cuando estás tan enfocado en tu objetivo y tus retos que no tomas el tiempo para analizar todo lo que has logrado hasta la fecha. Aquí vienen 5 señales que demuestran que estás cerca de un logro importante.

1- Estás cansado de lo mismo

Estás cansado ya de tu situación. Ya no quieres tener hambre cada fin de mes, ya quieres dormir sin pesadillas, ya quieres vivir libre de estrés, ya quieres dinero, ya quieres un mejor coche, ya quieres salir a comer en lugar de comprar pastas y arroz todos los días, ya estás cansado de estar con estos 15 kilos de sobrepeso.

2- Disgusto

Ya no estás contento con lo que haces, con tu manera de vivir, con tu trabajo, con tu pasiones que se volvieron aburridas. Quieres algo más grande. Algo más inspirador, que te motiva a mejorarte y a tomar pasos que te daban miedo tomar antes.

3- Punto de no retorno

Estás viviendo una situación de la cual sales adelante o mueres. Puede ser algo como salir de deudas, sobrevivir una enfermedad, salir de una relación tóxica… Estás en este punto donde tienes que tomar las medidas para que TU te sientes mejor.

4- Vives una revelación

Alguien, algo, u algún tipo de información te abrió los ojos acerca de un tema que te abre un nuevo mundo de oportunidades. Empiezas a cambiar tu visión del mundo y tu propia realidad, entiendes cosas que no entendías antes, y encuentras una nueva energía dentro de ti motivada por algo que no te hubiera podido motivar antes.

5- Una oportunidad

Por fin ya se abre una puerta. Todos estos cambios hirviendo dentro de ti ya se revelan vitales para una nueva oportunidad que se está presentando. Estás tomando un paso que no hubieras podido tomar antes, y te estás dirigiendo en este nuevo camino sin dudar.

 

Crecer y avanzar en la vida se trata de acabar con tus creencias limitantes y tus miedos. Debes perseverar hasta que se reúnen las condiciones para crear una oportunidad que te dejará salir de este bloqueo y llevarte en la dirección correcta hacía tus objetivos. En fin, todo se trata de dos cosas: coraje y perseverancia.

preguntas para crecer

La importancia de hacer las preguntas correctas

Hoy en día la gente parece estar viviendo en piloto automático. Con la velocidad de la sociedad gracias al internet, la comunicación en vivo con la familia, las marcas que sigues, las modas que cambian en pocos meses, no tenemos mucho tiempo para realmente descansar, abrir los ojos, salir de nuestra burbuja y ponernos a pensar.

Esta semana me hicieron muchas preguntas acerca de herramientas, técnicas y estrategias para poder crecer personalmente y profesionalmente. Es una excelente pregunta ya que muestra un interés en dejar de ser un seguidor y empezar a crear tu propio camino.

Algo que me ayuda mucho a salir del molde y del conformismo para poder crecer es hacerme preguntas difíciles, las que la gente no necesariamente quiere preguntarse.

Sponsored*

1- ¿Y ahora qué?

 Una pregunta importante, especialmente cuando estás siguiendo los hitos de la sociedad: Diplomado, coche, casa, [email protected], hijos… Es ¿Ahora qué? ¿Ahora voy a hacer el mismo trabajo todos los días durante los próximos 40/50años y retirarme y empezar a vivir a los 70?

Tienes que siempre tener un nuevo objetivo si quieres avanzar y crecer. Conformarse a la plantilla de una vida “normal” no necesariamente llevará uno a vivir feliz, por eso es importante siempre explorar nuevas opciones, talentos, pasiones y realmente llenar ese lapso de tiempo durante lo cuál la mayoría de la gente está parada en su crecimiento.

2- ¿Que hubiera podido hacer más/mejor?

Una pregunta que me hago regularmente especialmente después de haber alcanzado un objetivo en el trabajo. Es importante tomar un paso atrás, visualizar todo lo que has hecho, y darte cuenta que a pesar de haber logrado hacer algo, tal vez hay elementos que hubieras podido hacer mejor. A veces hubieras podido hacer aún más y no te sientes [email protected] por haber llegado del punto A al punto B. Intenta aprender a mejorar el camino que te llevó hasta B, para que la próxima vez lo hagas más rápido y de manera aún más eficiente.

3- ¿Qué tan feliz me siento realmente?

Me hago esa pregunta casi diariamente. Siempre analizo mi estado de animo, de felicidad, de que es lo que me hace falta o lo que no necesito en mi vida, y como el agregar/quitar X elemento podría impactar mi vida personal y profesional para mejorarlas. Cada gran líder que he conocido se hace esta pregunta, por qué la gente en el camino hacía el éxito no está motivada por el dinero, está motivada por su crecimiento, sus retos y sus objetivos.

4- ¿Porque no veo cambios en mi vida? o ¿Porque no se mejora mi vida?

Me gusta esta pregunta. Usualmente cuando es la primera vez que te la haces, es por que te estás dando cuenta que empiezas a estar [email protected] con lo que haces/tienes en este momento. Es un paso vital ya que significa que estás [email protected] para un cambio importante en tu vida. La respuesta aquí debería ser una lista de todos tus malos hábitos, errores de gestión de tiempo, dinero, relaciones de novios, amigos, familia, colegas, jefes… Y empezar a diseñar un mapa de lo que quieres, y cómo lograrlo.

5- ¿Dónde estoy y donde quiero estar?

Esta pregunta ayudó a muchas personas a darse cuenta que no eran felices con lo que estaban haciendo, donde vivían, con su trabajo, con ciertas personas etc… Ayuda a diseñar el mapa que te permite tomar los pasos hacía una elevación de tus estándares y de tu calidad de vida, consecuentemente: un incremento en tu nivel de felicidad.

6- ¿Qué es lo más importante ahorita en mi vida para mí?

Mucha gente vive para ayudar a los demás. Lo sé, soy de estas personas. Pero es de suma importancia entender que si quieres ayudar al mundo, debes primero estar bien tu. Mucha gente piensa que es una manera egoísta de pensar, sin darse cuenta que los que más ayudan al mundo lo hacen bien por qué saben ayudarse a ellos mismos primero.

Entonces hazte esta pregunta y empieza a hacer lo que te ayuda a sentirte feliz, estable y [email protected] Cuando alcanzas este nivel de tranquilidad, ayudar a los demás será más fácil y productivo que nunca.

7- ¿Porque pienso así? ¿Tengo razón?

Requiere una persona muy abierta y dedicada a crecer para contestar esta pregunta. En la vida crecemos en varios círculos que nos inculcan una manera de pensar y de ver ciertas situaciones, personas, cosas…etc Por ejemplo:

  • Tus papás desde muy [email protected] te dicen lo que puedes o no puedes hacer en base a sus propias creencias.
  • Tus amigos te dicen lo que puedes vestir, escuchar, decir en público en base a lo que la cultura local dicte.
  • Tu pareja y colegas te pueden influir en tus ideas religiosas, espirituales, políticas en base a sus propias creencias inculcadas por sus papás etc…

Es un circulo vicioso. Existe una minoría de personas que realmente no son influenciadas fácilmente por lo que los demás piensan y dicen. Por eso tienes que saber de donde viene dicha manera de pensar, analizar si es justificado o no, y si REALMENTE CREES NO PODER hacer lo que quieres hacer pero que te da miedo hacerlo. La mayoría del tiempo te darás cuenta que estos bloqueos internos no provienen de tu experiencia o tu decisión, viene de un factor externo y puedes acabar con este limite simplemente tomando el primer paso en hacerlo.

 

Si quieres crecer en tu vida y en este mundo, deberás dejar de ver el mundo, la sociedad, el trabajo, tus relaciones y todo tu entorno a través del cuadrado que pusieron frente a tus ojos. Toma un paso atrás, y mira todo lo que el cuadrado esconde. Un mundo de oportunidades y posibilidades literalmente ilimitadas.

vivir una mejor vida

Eleva tus estándares

¿Cuál es la diferencia entre algo que deberías hacer y algo que debes hacer absolutamente? Cuando hablamos de estándares de vida, muchas personas piensan de manera equivocada que debes empezar a “vestirte para el trabajo que quieres, no para el que tienes” o vivir en una zona más cara con gente de otro nivel socio-económico. No. Hoy vamos a hablar de tus estándares personales, los que tienes dentro de ti.

Te haz dicho a ti [email protected] frases como:

  • “Debería comer mejor” o
  • “Debería empezar a hacer ejercicio” o
  • “Debería empezar a ir a dormir más temprano en las noches en lugar de ver 5 capítulos de Black Mirror en Netflix.”

La gente ha creado un estilo de vida y de pensar, sus estándares de vida, desde muy temprano. Usualmente ha sido influenciado por sus papás, amigos de infancia, maestros… Toma un minuto y piensa en tu manera de pensar acerca de asuntos muy generales como las políticas, la gestión del dinero, la manera de educar tus hijos. Te darás cuenta que tiene muchas similitudes con comportamientos de familiares o amigos cercanos.

Es normal para todos, el problema aquí es que se aplica también a lo que piensas que puedes lograr en tu vida. Muchos amigos con quien he crecido en los años 90′ que eran de familias de clase media o media-baja hoy están bloqueados en este nivel y se sienten infelices. Tenían todos estos sueños y potencial creciendo pero un día decidieron que no iba a ser posible lanzar un negocio propio, o ir a los EEUU para estudiar un MBA a pesar de tener una beca, o de ir a esta competencia de Apps en Paris para presentar su proyecto.

Sponsored*

Estos limites que la gente se pone de manera inconsciente o consciente en sus cabezas aparecieron por qué un día vieron que tal norma es aceptada por la sociedad, su familia, y/o amigos; y ha desarrollado una zona de confort. Algo que pudieron controlar y en lo cual sentirse seguros y donde nunca han tenido una necesidad de hacer que sus sueños se cumplirán.

¿Cómo elevar mis estándares para cambiar mi vida?

Cuando absolutamente debes hacer algo, como si tu vida dependiera de ello, hay un cambio que ocurre en ti. Si comer de manera más saludable significa que vivirías o morirías, lo más probable es que lo hagas. Lo mismo con el ejercicio y tratar a tu pareja con respeto, si tu vida dependiera de ello, harías los cambios necesarios.

Identificar tus estándares actuales

Es importante que determines dónde tienes limites. Si estás trabajando en una oficina con un sueldo correcto pero que siempre quisiste lanzar tu propio negocio, tal vez nunca lo hiciste por qué te sentías demasiado cómodo en tu posición actual. Piensa en la manera que pudieras cambiar esto para lanzar tu negocio.

Identificar cuales son los estándares que quieres alcanzar

Piensa en tus sueños más profundos, tus deseos de niño que todavía te hacen soñar pero que nunca has echo algo para lograrlos. Empieza a pensar como fuera tu vida al alcanzarlos.

Crea un mapa

Diseña tu mapa y hazlo de tal manera que te fuerza a lograrlos sin excusas. Ponte en el estado de mente “Si no lo logro, estoy muerto.” Si conviertes tu sueño en una necesidad de vida o muerte, ya no tendrás opción que lograr cumplirlo.

Autodisciplina

Empezar con tu cambio es un primer paso, pero tener la disciplina para reproducirlo cada día hasta que se convierta en tu rutina es clave.

 

¿Cómo te defines a ti mismo? ¿Y cuándo empezaste a creer eso? ¿Hace cuántos años decidiste lo que podías y no podías hacer en tu vida? ¿No crees que es hora de elevar tus estándares, convertir tus “debería hacerlo” en “debo hacerlo” y darte una nueva identidad?

Leer también: La importancia de hacerse las preguntas correctas

 

ducha fría

¿Para qué tomar duchas frías?

Tomar una ducha fría temprano en la mañana o para terminar el día suele ser un reto para muchas personas, ya que la mayoría se ha acostumbrado a tomarlas calientes para relajar el cuerpo.

Pero las duchas frías realmente ofrecen beneficios para el cuerpo y podrían ayudar a mejorar la salud de muchas maneras, desde relajar la mente hasta mejorar la piel y reducir las grasas.

Sponsored*

1- Aumenta tu estado de alerta

La respiración profunda en respuesta al shock de nuestro cuerpo al entrar en contacto con el agua fría nos ayuda a mantenernos calientes, ya que aumenta nuestra ingesta total de oxígeno. Por lo tanto, nuestro ritmo cardíaco también aumentará, liberando una oleada de sangre a través de todo nuestro cuerpo. Esto nos da una dosis natural de energía para el día.

2- Mejora la piel y el cabello

Los beneficios de tomar una ducha fría no solo dan una mejor salud, sino que también hacen que las personas se vean mejor. El agua helada puede ayudar a reducir el riesgo de perder demasiados aceites naturales en la piel y el cabello.
También ayuda a que el cabello se vea brillante y fortalezca su agarre en el cuero cabelludo.

3- Mejora la inmunidad y la circulación

El agua fría puede mejorar la circulación al estimular que la sangre rodee nuestros órganos, lo que puede ayudar a combatir algunos problemas de la piel y el corazón. A medida que el agua fría golpea el cuerpo, su capacidad para hacer que la sangre circule hace que las arterias bombeen la sangre de manera más eficiente, lo que mejora la salud general del corazón. También puede disminuir la presión arterial, despejar las arterias bloqueadas y mejorar nuestro sistema inmunológico.

4- Disminuye las posibilidades de depresión

Se ha encontrado que las duchas frías alivian los síntomas de la depresión al estimular “la mancha azul” en el cerebro que libera “noradrenalina”, una sustancia química que desempeña un papel en el alivio de la depresión.

5- Estimula la pérdida de peso

Las duchas frías pueden ayudar a bajar de peso de una manera inesperada. El cuerpo humano contiene dos tipos de tejido graso, grasa blanca y grasa marrón. La grasa blanca se acumula cuando consumimos más calorías de las que nuestro cuerpo necesita para funcionar, y no quemamos estas calorías para obtener energía. Esta grasa corporal se acumula en la cintura, la parte baja de la espalda, el cuello y los muslos, y es la única que todos luchamos por eliminar. La grasa marrón es la grasa buena, que genera calor para mantener nuestro cuerpo caliente y se activa cuando se expone al frío extremo. Por lo tanto, las duchas frías pueden promover la actividad de la grasa marrón.

Leer también: Consejos para ser un emprendedor saludable

6- Recuperación muscular más rápida

Un baño de hielo después del entrenamiento intenso mejora la circulación y ayuda a eliminar un poco de ácido láctico, lo que podría acelerar la recuperación del cuerpo. Por lo tanto es recomendado bañarse con agua fría para ayudar con la recuperación muscular.

7- Ayuda a dormir mejor

Tomar una ducha fría te da un efecto tranquilizante que te llevará directamente a la cama. Leer: La importancia del sueño.

 

 

Abrir chat